Renovar equipos informáticos: qué tener en cuenta

Renovar equipos informáticos: qué tener en cuenta
En el mundo de hoy los equipos informáticos son un elemento imprescindible en cualquier empresa, ya que todos los procesos están computarizados. Por esto, siempre se deben tener los dispositivos más actualizados que sean capaces de cumplir con las tareas que se requieren.


La renovación de los equipos informáticos se debe considerar como una inversión, ya que si un empleado tiene ordenador desactualizado va a ver disminuido su rendimiento. Asimismo, se pierde capacidad en el procesamiento de la información y se puede ver afectada la seguridad de los datos almacenados.


Para alargar la vida útil de estos equipos, es importante hacer un mantenimiento informático de forma regular. De esta forma, puedes hacer la renovación cada seis a siete años aunque lo más conveniente es hacerlo al menos cada cinco años.


¿Qué tener en cuenta al renovar los equipos informáticos?


Si ha llegado el momento de cambiar los ordenadores en la oficina, define las necesidades informáticas de cada departamento y el presupuesto disponible. Asimismo, al hacer tu plan de renovación toma en cuenta lo siguiente:


Tipo de ordenador


La primera decisión que debes tomar es si te conviene utilizar ordenadores de escritorio o portátiles. Los primeros suelen ser un poco más económicos, siendo convenientes cuando los empleados trabajan siempre en el mismo espacio físico.


Los ordenadores portátiles tienen la gran ventaja de una mayor movilidad y tienen mejor conectividad. Además, en estos tiempos cuando el teletrabajo se está volviendo una alternativa cada vez más usada por las empresas, pueden ser una buena inversión.


Características del CPU


Este es el corazón de la máquina y va a definir su capacidad de respuesta, por lo que es conveniente elegir el mejor que te permita tu presupuesto. Debes considerar principalmente el tipo de procesador que utiliza así como el número de núcleos, que le dará la potencia.


En la elección de este procesador va a influir el tipo de actividad que se realiza con el equipo informático. Si son tareas sencillas de documentos o contabilidad, puedes elegir uno de cuatro a ocho núcleos. Para labores más complejas como manejo de imágenes o programas con muchos datos es mejor uno con mayor número de núcleos.


Memoria RAM


Esta es la encargada de almacenar los datos e instrucciones que se le da a la máquina, para ejecutarlos en un momento dado. Por tanto, es importante elegir una capacidad que te brinda una buena velocidad de ejecución.


En Merca2.es nos recomiendan que esta no debe ser menor a 2 GB, aunque lo más conveniente es que sea de 4 GB o superior. Asimismo, recuerda que para un mejor funcionamiento debes tener una velocidad de procesamiento entre 1,2 a 2,6 GHz.


Capacidad de almacenamiento


Igualmente en este aspecto, debes evaluar tus necesidades al momento de tomar una decisión. En la actualidad los discos duros pueden ser HDD o SSD, siendo más conveniente los últimos porque son más rápidos, con mayor eficiencia energética y suelen sufrir menos daños.


No obstante, un disco HDD con mayor capacidad de almacenamiento es más económico que uno SSD. Si el equipo informático solo se utilizará en tareas sencillas de oficina, es suficiente con unos 256 GB de almacenamiento, pero hay equipos con capacidad de 1 TB o superior.


Tarjeta gráfica


La mayoría de los ordenadores utilizados en tareas de oficina trabajan con tareas gráficas estándar que vienen incorporadas al equipo. Si vas a adquirir una más potente, toma en cuenta que el tamaño de la misma y sus conexiones sean compatibles con el ordenador.


La tarjeta gráfica es la encargada del procesamiento de imágenes, por lo que su capacidad va a depender del uso que le darás. También toma en cuenta que debe ser capaz de responder con el tipo de procesador y capacidad de memoria RAM del equipo.


Sistema operativo


En el mercado hay básicamente tres tipos de sistemas operativos que son Windows, iOS y Linux, este último de acceso libre. Sin embargo, para las labores en la oficina lo más común es utilizar una licencia de Windows que es compatible con una gran diversidad de programas de contabilidad y administración.

FECHA: a las 09:03h (1216 Lecturas)

TAGS: equipos informaticos, informatica, renovacion

EN: Informática