Alfombras de polipropileno vs. alfombras de lanas

Alfombras de polipropileno vs. alfombras de lanas
Los pros y los contra de cada una de estas alfombras.


 


La alfombra sigue siendo una de las opciones de pisos más populares, ya que brinda comodidad, suavidad bajo los pies y un aspecto acabado. Pero decidir qué tipo de alfombra es adecuada tanto para su presupuesto como para sus necesidades a veces es desconcertante. Por ejemplo, ¿debería elegir lana, que se ha utilizado durante siglos para tejer alfombras finas, o debería invertir menos y elegir una fibra sintética, y si es así, cuál?


Para ayudarte a decidir qué fibra de alfombra es adecuada para ti, echemos un vistazo a los pros y los contras de cada una de estas alfombras.


 


Una alfombra sintética puede ser de nylon (la más popular), poliéster o también conocida como alfombra de polipropileno, que a veces se denomina olefina. Estas son las fibras sintéticas más comunes utilizadas para las alfombras, y cada una tiene sus ventajas y desventajas. Las alfombras de fibra sintética, especialmente el nylon, se venden mejor que la lana, pero a menudo eso se debe al mayor costo inicial de la lana. Aún así, la fibra de la alfombra es más que solo el precio. Es importante observar las fortalezas y debilidades de cada uno y considerar cosas como dónde se instalará y si se adapta bien a su estilo de vida.


 


Los pros de una alfombra sintética


Nylon: es duradero, fácil de limpiar, el más sostenible de los sintéticos y resistente. Tiene buena memoria de hilo que evita el aplastamiento, buena resistencia a la abrasión, resiste bien las manchas con tratamiento y mantiene bien el color.


Poliéster: es resistente a la decoloración, a las manchas y está disponible en una variedad de colores.


El Polipropileno (también conocido como olefina): es económico, tiene una resistencia a las manchas superior (excepto las manchas a base de aceite) y resiste la decoloración de la luz solar.


 


Las contras de las alfombras sintéticas


Nylon: es propenso a la electricidad estática, a menos que se trate por el problema.


Poliéster: es susceptible a la formación de manchas, desprendimiento y manchas de aceite, y puede enredarse en áreas de alto tráfico.


Polipropileno  (también conocido como olefina): tiene poca resistencia, lo que puede conducir a la trituración, y los colores son limitados debido a la forma en que se tiñe. También tiene poca resistencia a la abrasión.


Aunque la alfombra de lana no se vende tan bien como el nylon, eso no significa que no sea una gran opción. Se vende menos en parte porque cuesta más, lo que es suficiente para excluirlo de los presupuestos de muchos compradores de alfombras.


 


Los pros de la alfombra de lana


Son muy suaves y agradables al tacto.


La lana es ecológica (hecho de lana natural sin usar productos químicos) también es bueno para el ambiente interior (absorbe aproximadamente el 30% de su peso en humedad sin sentirse húmedo, lo que lo convierte en un buen deshumidificador natural).


Resiste compactación o aplastamiento.


Naturalmente repelente a la suciedad.


Acepta y retiene bien el color.


Ignífugo y no se derrite.


 


Los contras de la alfombra de lana


Es combustible para las polillas y las larvas del escarabajo de la alfombra, aunque puede tratarse con un insecticida para prevenir el problema.


Las sustancias alcalinas que se encuentran en algunos detergentes pueden dañar las fibras de lana.


Es más caro que su competencia sintética.


Además del precio y el color, piense dónde instalará su nueva alfombra. Si se encuentra en un área de alto tráfico de su hogar, es mejor elegir una fibra que resista la suciedad y las manchas y no se triture fácilmente. 


 

FECHA: a las 16:20h (85 Lecturas)

TAGS: alfombra polipropileno, alfombra sintetica, alfombra vinilo, hogar, decoracion

EN: Negocio y Compras