El diseño como forma de vida

Mi hermana menor siempre fue una persona bastante obsesionada con todo lo que tenga que ver con la moda, el diseño y las alhajas. Desde muy pequeña le gustaba jugar a vestirse como una persona mayor, más que nada como una modelo y se pasaba horas frente al espejo cambiándose de ropa. La ropa la sacaba del placard de nuestra madre o de nuestra hermana mayor, que es siete años mas grande que ella por lo tanto cuando ella tenía ocho años, la mayor tenía quince y ya se vestía como una señorita. Además, le gustaba que le hagan regalos relacionados con el diseño y el modelaje, como maquillajes, cepillos para el pelo y bisutería, que por supuesto eran imitaciones de los objetos que usaban los más adultos.


Cuando se juntaban en mi casa con sus amigas parecía un desfile de modas, todas cambiadas con ropa de nuestra madre y hermana, deambulando por toda la casa y maquilladas hasta la punta de los pies, se pasaban el día frente al espejo riéndose sin parar. Lo que se podía vislumbrar era la evidente inclinación por el diseño y el brillo en los accesorios. Por eso ya cuando se hizo más grande y tuvo que decidir que carrera universitaria podría estudiar no dudo en anotarse en diseño de indumentaria, que es lo que le apasionaba.


Hace unos diseño que son muy demandados por los jóvenes adolescentes ya que toma ideas de los diseñadores mas importantes alrededor del mundo. Le gusta mucho mezclar colores sobrios con brillos en sus diseños y suele aprovechar las oportunidades que encuentra en la web para comprar abalorios baratos. Últimamente esta incorporando en sus diseños más exclusivos el uso de cuentas de vidrio y es algo que lo esta vendiendo mucho.


Su marca esta dirigida al mercado de los adolescentes y cada día le va mejor, ya tiene su propio local y se presenta en las ferias de diseño más importantes de Buenos Aires. Ahora tiene un proyecto para intentar cooptar un mercado más clásico destinado a señoras de mediana edad. Para eso se asoció con una compañera de estudio en la universidad que también estaba planeando una idea similar. Lo que se proponen es llegar al mercado de las madres que aun quieren vestirse con estilo y que siempre terminan vistiendo como sus hijas o sobrinas. En Buenos Aires es muy común que suceda este fenómeno, donde pareciera que las mujeres no quieren asumir la edad que tienen y pretenden parecer cada vez más jóvenes.


Para emprender este negocio decidieron buscar algunos insumos en la web y comprar abalorios desde internet. Esto recién esta empezando pero tienen mucha expectativa que este nuevo emprendimiento será un éxito, sobre todo porque sus nombres se están instalando en el mundo de la moda y lo asocian al buen gusto y a la buena calidad de sus prendas. Están proyectando su propia página web para que puedas visitar sus últimos diseños que son los que marcan tendencias. En cuanto este terminada la página la publico.

FECHA: a las 12:22h (286 Lecturas)

TAGS: comprar abalorios cuentas de vidrio

EN: Negocio y Compras